Las FARC entrenaron a mapuches en Chile

El jefe de la Policía Nacional de Colombia confirmó que los narcoterroristas dieron adiestramiento militar a grupos mapuches.“Esos vínculos nunca se cortan”, dijo

Miembros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) dieron entrenamiento en Chile a grupos radicales mapuches entre 2009 y 2010, según reveló el director general de la Policía Nacional de Colombia, José Roberto León Riaño.

Esos contactos fueron gestionados por el entonces jefe de las FARC “Raúl Reyes“, fallecido en 2008 en un bombardeo a un campamento de la guerrilla en territorio ecuatoriano, según información extraída de los computadores incautados al grupo rebelde.

“Hemos encontrado evidencia a nivel de información hallada en estos computadores que indica que las FARC realizaron capacitación especialmente a los mapuches en Chile“, aseguró León Riaño.

“Les realizaron un curso como de entrenamiento sobre acciones, y por eso uno podría indicar que alguna manifestaciones que han tenido los mapuches, como incendio de buses, como pintura de grafitis; ése es el comienzo de las FARC en su época“, aseguró.

Los mapuches son la principal etnia indígena de Chile y se concentran en la sureña región de La Araucanía, donde algunos grupos se enfrentan a empresas agrícolas y forestales por la propiedad de tierras que consideran ancestrales.

Según el jefe de la Policía Nacional, “hubo contactos chilenos de las FARC específicamente con ‘Raúl Reyes’ (alias de Luis Égdar Devia) y ha habido con otros en su momento, y fueron los que hicieron posible que se realizaran estos contactos y esta capacitación“.

El jefe policial explicó que esa capacitación se realizó “aproximadamente hace unos tres o cuatro años” y señaló que no se han vuelto a detectar actividades similares.

“Pero el vínculo que se establece, generalmente se mantiene. Por la persecución total de las FARC que hay en Colombia es posible que se hayan suspendido esas capacitaciones, pero de todas maneras ellos tienen un contacto internacional que en un momento dado puede ser restablecido”, apuntó.

 

Denuncian vínculos de grupos mapuches con las FARC

La semana pasada hubo en Chile más acciones directas de miembros vinculados a la Resistencia Ancestral Mapuche (RAM), sobre la cual PERFIL ya publicó una investigación. Alertan sobre su metodología y financiamiento.

Piquete. Se incrementó la cantidad de miembros de seguridad.

El 30 de diciembre, PERFIL publicó un artículo en el que se daba cuenta de la polémica judicial por la liberación del activista mapuche Facundo Jones Huala, quien encabezó una serie de acciones en la provincia de Chubut, especialmente en tierras pertenecientes a la familia Benetton. El hecho, grave de por sí, no es más que la punta de un iceberg con múltiples aristas: a medida que aparecen más datos, de un lado y del otro de la cordillera, la acción de Huala y su grupo puede ser leída como el germen de una forma violenta de protestar y de hacer política. Hay datos, como que en zonas limítrofes la Gendarmería envió más personal, mientras que diputados chilenos y periodistas y productores argentinos mencionan a las FARC colombianas como parte de la financiación del grupo, que genera debate, incluso, en todo el movimiento mapuche. El desembarco de 150 gendarmes en esa zona luego del último ataque en el Maitén, en diciembre pasado (ya hubo 18 incidentes) abre interrogantes sobre una zona liberada previamente y de tráfico de armas de Argentina a Chile. Huala sería el nexo. Esta semana en Chile hubo cuatro incendios. De un lado y otro de la cordillera alertan sobre los métodos de este grupo.

Tierra y libertad. El líder mapuche Facundo Huala tiene pedido de extradición de Interpol y Chile por incendios, tenencia de armas y su paso ilegal a ese país. En esta semana llovieron datos que empiezan a explicar la acción del grupo en el sur argentino y el paso abierto a Chile por el cual la Gendarmería envió de urgencia a 150 integrantes de la fuerza local a cubrir el paso ferroviario del tren La Tronchita, que es atacado e incendiado sistemáticamente por la RAM. El triángulo de ataques se complementa con el incendio al vivero Plantas del Sur y la ocupación por parte  de los activistas de las tierras del grupo Benetton, todos en la misma zona. Luis Rastellini fue el primer damnificado por el que la Policía chubutense tuvo que abrir el caso y Nicolás del Sel, dueño del vivero, fue el último agredido, por el que la Gendarmería empezaría a montar un escudo estratégico en el sur.

Ambos hablaron con PERFIL. También lo hizo el presidente de la Sociedad Rural de Bariloche, Santiago Nazar; fuentes de la Secretaría de Jurisprudencia de la Corte Suprema de Justicia; Jorge Nahuel, vocero de la Federación Mapuche de Neuquén; Ricardo Bustos, periodista chubutense especializado en el accionar mapuche; la oficina de prensa del gobernador de Chubut, Mario Das Neves y fuentes de la empresa Benetton. “Sus conductas ilícitas se encuadran en los delitos de atentados contra el orden público e intimidación pública”. El gobernador formuló la denuncia ante la Justicia Federal. A esto se suman los testimonios desde Chile de Angelica Tepper, presidenta de la Multigremial de la Araucanía; Mirtha Casas, asistente social de la Multigremial de Araucanía; Juan Pablo Lepin, director ejecutivo de la Multigremial de Araucanía; Diego Paulsen, diputado nacional del distrito 49 y miembro de la Comisión de Derechos Humanos y Asuntos Indígenas; Valeria Ceroti, presidenta del Movimiento de Mujeres de la Araucanía. Todos ellos son vecinos damnificados, voluntarios, periodistas, autoconvocados, empleados, empresarios de mipymes y pymes, empresarios multinacionales, funcionarios. Desde el 22 de diciembre, PERFIL ha contactado en tres oportunidades diferentes por mail y cuatro por teléfono a la RAM, según los datos disponibles, sin obtener respuesta. Los entrevistados que sí eligieron hablar señalan a las FARC en sus testimonios, coinciden en que usan armas de fuego, piedras, palos, bombas molotov, coinciden en el efecto que producen en los vecinos (miedo, terror, impotencia) y en la descripción de su accionar (similar a los carteles de Colombia y México). Dicen que hay vacíos legales y la Policía no hace lo necesario para frenarlos, que actúan violando derechos humanos con total impunidad. Cortan rutas, apedrean, azotan, golpean con palos, roban ganado, torturan, balean, matan, queman. En el recuento de las acciones reconstruidas a través de los testimonios, el listado indicaría que en el nombre de la recuperación de tierras y la resistencia para salvaguardar el agua de los ríos la RAM hace, cada vez más, lo siguiente: quemar la tierra, quemar los alimentos que nacen de la tierra, quemar los recursos para labrar la tierra, quemar materia prima, quemar manufactura, quemar bienes de capital, quemar ganado, quemar cuerpos (incluso de otros mapuches).

Ataques. En Chile esta semana, el mismo día que se cumplían cuatro años de que los activistas del lado chileno quemaron vivos al matrimonio Luchsinger-Mackay, fueron incendiados cuatro camiones. El tipo de atentado coincide con la imagen que le quedó al viverista Del Sel de Chubut cuando resumió su sensación: “Toda esta historia es una espina clavada y una herida que no cicatriza, ni rápido ni despacio. Sólo es un hilo de sangre que fluye…”.

“Hay un hostigamiento constante. En las estancias de El Maitén están viviendo situaciones horribles. Eso no tiene otro nombre que “violencia” y eso mismo está ocurriendo del lado de Chile. Y no es un vandalismo aislado, de alguien que salió drogado a hacer desastres. Lo que hacen es algo organizado, también en Chile, con armamentos pesados que también tienen acá. Es grave que la Justicia esté atrasada como para tomar el toro por las astas. Uno puede decir ‘el juez tiene una familia, casa y también corre peligro’,  es cierto; pero hay una seguridad que debe estar tomando cartas en el asunto y si está de juez está para eso. En la parte civil se vive un vacío donde el Estado no está presente”, afirmó el presidente de la Sociedad Rural de Bariloche, Santiago Nazar.

—¿Eso plantea una situación de “pobres contra pobres”?
—Sí, sí. Pero tiene más prensa el “pobres contra ricos”. En este caso, este movimiento violento (la RAM) busca el blanco más fácil, que son los terratenientes extranjeros. Y eso es un blanco más fuerte a nivel “prensa” –dice Nazar.

—¿Buscan devastar al suelo, al pueblo?
—Todavía no fueron desenmascarados, pero en la Patagonia la mayoría de los vecinos sabe lo que está pasando. A nivel de antecedentes, durante el gobierno anterior los actos violentos circulaban con total tranquilidad. Es un tema complicado. Están aumentando su accionar y eso tiene que ver con lo que pasa en Chile. Si lo que sucede acá se llega a generalizar a otras regiones, como ocurre en Chile, podría ser devastador. Esos grupos buscan la nación de la devastación. Y la realidad es que la gente que opera termina siendo carne de batallón, tropa de relleno de otros grupos mayores”.

Los estrechos lazos entre las FARC y el PC chileno que fueron plasmados en casi 300 correos

Más de 290 correos electrónicos evidencian la estrecha relación entre las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, o más conocidas como las FARC, con militantes del Partido Comunista chileno.

Dichos emails dan cuenta de apoyos en instrucción guerrillera a mapuche, creación de grupos de apoyo internacionales, difusión comunicacional de las FARC y gestiones políticas que se le encargaban a militantes comunistas para fines de la organización clandestina.

Todo este material que forma parte de la investigación que lleva a cabo la Fiscalía Nacional colombiana, que ayer anunció fechas para imputar crímenes de guerra a los actuales líderes de las FARC.

Tras la muerte de Reyes

AFP

Apoyos en instrucción guerrillera a mapuche, difusión comunicacional de las FARC y gestión política a través de militantes comunistas, quedan al descubierto tras desclasificarse íntegramente los archivos personales de Raúl Reyes, fallecido líder de la FARC.

Los correos electrónicos revisados por Radio Bío Bío, revelan con claridad la relación que alcanzaron miembros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia y militantes del Partido Comunista de Chile.

Es así como en 296 mensajes enviados y recibidos entre los años 2003 y 2008, se refleja que la relación entre los guerrilleros con Chile fue más allá de lo que se circunscribió en su minuto en la figura de Manuel Olate Céspedes, alias Roque, militante comunista cuya extradición fue solicitada por la fiscalía colombiana, para ser juzgado como colaborador y recaudador económico del grupo en el cono sur.

Dicha extradición que fue rechazada el 15 de enero del 2011 por la justicia de nuestro país, debido a la “ausencia de fundamentos serios”, como lo indicó el entonces ministro Sergio Muñoz, hoy presidente de la Corte Suprema.

Pese a eso, cuatro años más tarde BiobioChile desclasifica los correos que fueron encontrados posterior al 1 de marzo del 2008, en las computadoras del reconocido número dos de las FARC, Luis Devia, alias Raúl Reyes, conocido también como el Canciller del grupo guerrillero, el cual murió en esa fecha tras una incursión militar en la frontera de Colombia con Ecuador.

Son 296 correos que el Ministerio Público de ese país apartó de otros bajo el título “Elementos materiales de prueba en los computadores de alias Raúl Reyes sobre Chile”, donde se puede leer el intercambio fluido de información y datos, que revelan la disposición de militantes del Partido Comunista chileno con la FARC.

Raúl Reyes | AFP

Si bien varios de los textos salieron desde el correo de Olate directo a la casilla del número dos de la FARC, también se pueden encontrar mensajes entre Reyes y Pedro Marín, fundador de la guerrilla que utilizaba el alias Manuel Marulanda, y que en sus conversaciones individualizaba a nombres como el de Guillermo Teillier, Juan Andrés Lagos, Lautaro Carmona, e incluso la fallecida Gladys Marín, entre otros.

En el correo número 17 de la lista se establece por parte de Reyes, un mensaje directo a toda la mesa del partido comunista chileno, encabezado en diciembre del 2003 por Gladys Marín y secretario general Teillier. Pero también se desprenden coordinaciones en las cuales es importante hacer una pequeña revisión.

Los viajes

El correo que aparece con fecha 21 de marzo del 2004, enviado por Roque a Reyes, indica que el PC chileno resolvió que ‘dos camaradas visitaran Colombia’, señalando de forma textual: “Uno es periodista Francisco Herreros, que va a lo de las entrevistas y el otro es el compañero secretario de las juventudes comunistas, Sergio Sepúlveda. La idea pienso es que aprovechemos la ida del secretario de la jota para sacar compromisos concretos en el trabajo de difusión y comprensión del proceso colombiano y objetivos de la FARC. La decisión de enviarlo fue del secretario general Guillermo Tellier y del compañero Lagos”.

Otro correo de los 296, que está fechado en 4 de abril del 2004 y que tiene varios destinatarios, incluido Rául Reyes, indica: “Me recibió Roque (el chileno) con un grupo de apoyo, un buen equipo de 7 compañeros que esta bien organizado con sus planes y metas, hicimos una primera jornada de actualización y tenemos programado un taller”.

El 4 de mayo del 2004, los personeros José Luis y Oliverio, enviaron un correo a la cúpula de la FARC donde señalan lo siguiente: “En Chile existe un grupo de apoyo muy particular. Se trata de una célula del PC que hace trabajos de apoyo con respaldo del partido, para lo cual cuentan con independencia para estar recibiendo directamente nuestra orientación”.

AFP

Ese mismo año el 7 de octubre, Roque envió un email a Raúl y a otros miembros de las FARC señalando: “Desde la última vez que le escribí le comente nuestro intento de conformar una coordinadora anti imperialista, pues bien, finalmente resultó, partido con una coordinadora que se opone a la visita de Bush y a la APEC”.

Coordinación fina

Pero ya en el 2006, específicamente el 14 de abril, Roque le escribía a Raúl: “Decidimos crear una pantalla para el trabajo del grupo, el Comité de Solidaridad con el Pueblo Colombiano. Con este comité estás trabajando lo del Oliverio, nos van a recibir en la CUT y otras organizaciones gremiales y de trabajadores”.

Siempre en el 2006, los correos demuestran la coordinación ya más fina y el avance de estas como los viajes y que incluyen a más personeros. Como ejemplo, en agosto se avisa a Raúl, que personeros del Movimiento Manuel Rodríguez, están en la última etapa para ir al curso coordinado con la FARC. A eso se agregaba en otro correo que en Chile los enlaces son los líderes naturales de quienes integran una red del salvadoreños y colombianos llamada Sydney.

Incluso hay correos que dan cuenta de coordinaciones mayores, como uno en que se busca que Lautaro Carmona que haga contactos políticos para la FARC con el Secretario General de la OEA, José Miguel Insulza, todo esto al inicio de la intención de diálogo con el gobierno colombiano en La Habana, Cuba.

Entrenamiento Mapuche

Finalmente dos de los correos que llaman la atención son los número 174 y el 175, fechados en abril de 2006. En estos mensajes Raúl Reyes y ‘Roque’ Olate hablan sobre la eventual coordinación de un entrenamiento armado para grupos mapuche, los cuales viajarían a Colombia para iniciar su instrucción paramilitar.

“Existen unos compañeros del pueblo mapuche que hace rato están en lucha con el estado por la devolución de sus tierras, tienen planes ambiciosos respecto de liberar una zona en el sur de Chile, donde actualmente viven. A través de unos contactos se acercaron a nosotros para pedir apoyo en términos de instrucción, les dije que haría las consultas pertinentes y es lo que estoy haciendo. Ellos calculan en un par de años llevar a cabo su plan, y por las características de ese pueblo es probable que hablen en serio”, señala Olate en el correo 174.

“Precise detalladamente con los compañeros mapuche, su interés en recibir la experiencia nuestra. Hay que hacerles ver las características de quienes harían la experiencia, partiendo de la dureza del régimen militar y de los riesgos a que se exponen por la diaria confrontación armada con las tropas enemigas. Tener en cuenta de que tiempo dispondrían y la cantidad de compañeros. Preferible que sean unos seis a diez y que tengan solucionado los permisos laborares o estudiantiles durante el tiempo de estadía aquí. Les puede adelantar que dos meses son suficientes y lo mejor es de julio en adelante, como por ejemplo en los meses de agosto y septiembre”, responde Reyes en la misiva siguiente.

Tras revisar los correos intentamos contactar algunos de los individualizados. Manuel Olate, alias Roque, no contestó; Lautaro Carmona, tampoco; Guillermo Teililler, evitó referirse al tema asegurando asesores que para ellos es un tema viejo; el Senador Alberto Espina, quien denunció en su minuto la relación mapuche con la FARC, también evitó entregar declaraciones, explicando por intermedio de asesores que él entregó documentos a la fiscalía chilena sobre la temática.

 

Fuente:

http://www.biobiochile.cl/noticias/2015/07/31/los-estrechos-lazos-entre-las-farc-y-el-pc-chileno-que-fueron-plasmados-en-casi-300-correos.shtml

http://www.infobae.com/2013/04/27/1070468-las-farc-entrenaron-indigenas-chilenos/

http://www.perfil.com/elobservador/denuncian-vinculos-de-grupos-mapuches-con-las-farc.phtml

Artículos relacionados

Leave a Reply